Duelo en cáncer y otras enfermedades crónico degenerativas

Por Laura Arellano 24 de septiembre de 2020


Cuando se tiene una pérdida, se inicia un proceso denominado “duelo”, del latín “dolus” que significa dolor. Por lo tanto, "duelo" se aplica a la reacción psicológica que presentan algunas personas ante una pérdida significativa. 

Para el caso del cáncer, tanto el paciente como sus familiares, viven a lo largo de la enfermedad múltiples duelos que, en ocasiones, ni siquiera tienen tiempo de resolver o no saben cómo hacerlo. Conocer sus características y procesos, nos conduce a poder diferenciarlo de otros trastornos y a generar líneas de intervención para su tratamiento.

Tiene 6 dimensiones de impacto:

FÍSICA: Su impacto es directamente en nuestro cuerpo y se manifiesta principalmente por signos y síntomas como la sequedad continua en la boca, palpitaciones, pérdida de apetito, alteraciones del sueño, dolores de cabeza, sudoración, cansancio, etc.

EMOCIONAL: Los sentimientos más comunes en el duelo son: la tristeza, ira, rabia, culpa, miedo, soledad, impotencia, desesperanza, frustración, etc.

COGNITIVA: Se presenta principalmente por la dificultad para la atención y la concentración, confusión, pérdida de interés y olvidos frecuentes, principalmente.

CONDUCTUAL: Se incrementan o disminuyen significativamente actividades específicas como el consumo de sustancias (principalmente tabaco y/o alcohol) y la hiperactividad o inactividad en general.

SOCIAL: Con el cúmulo de factores físicos, cognitivos, conductuales y emocionales, es más sencillo que el doliente genere resentimiento hacia los demás, no quiera salir y convivir con los demás, provocando así un aislamiento social.

ESPIRITUAL: Un impacto tan fuerte, provoca que la persona llegue al cuestionamiento, reflexión y replanteamiento de las creencias propias, así como la trascendencia, el sentido de la vida y de la muerte, las cuales hasta el momento le identificaron y le dieron sustento.

En el cáncer, cada etapa tiene sus propios “micro duelos”

ETAPA 1: CONSEJO GENÉTICO

Debe ser un equipo multidisciplinar integrado mínimo por el médico genetista y un psicooncólogo entrenados en dar malas noticias.

Se recomienda preparar para el estudio y su proceso final a la familia.

Suelen venir acompañados de duelos anteriores y en caso de dar positivo, se enfrenta a más duelos (tranquilidad, tratamientos profilácticos, etc.).

ETAPA 2: DURANTE EL TRATAMIENTO

  • La imagen corporal (piel y uñas)

  • La caída del cabello (suele ser más significativo para las mujeres debido a su relación cultural con la feminidad y la estética) 

  • Pérdida o ganancia de peso

  • La mastectomía parcial o radical (relación con el concepto de ser mujer. Es también un parámetro de identificación)

  • La impotencia sexual o pérdida o disminución del deseo sexual (afecta más a los hombres. Se relaciona con la feminidad y la masculinidad e implica el deterioro de las relaciones interpersonales).

  • Pérdida de energía o cansancio.

  • Pérdida de sensibilidad en las extremidades

  • Alteración en el sentido del gusto.

  • La aparición de sintomatología física que no le permite sentirse bien al paciente (náuseas, vómitos, diarrea, estreñimiento, dolor, etc.)

  • La pérdida de la autonomía

ETAPA 3: EN REMISIÓN

  • Reacción positiva se le conoce como el Crecimiento Post-Traumático y tiene 3 categorías: 

-cambio percibido en el “self”   

-cambio en la relación con los demás  

-cambio en la filosofía de vida

  • La reacción negativa se conoce como “Síndrome de Damocles”. 

-angustia desmedida

              -se relaciona con la aparición de síntomas de otras enfermedades y se pronuncia conforme se acerca la revisión médica

ETAPA 4: LA RECIDIVA (En caso de presentarse)

Muchas esperanzas se van cuando viene el cáncer nuevamente

Importante trabajar:

  • Creencias irracionales

  • Prevención y tratamiento de psicopatologías.

  • Facilitar la adaptación al nuevo estado de la enfermedad.

  • Reforzar la relación médico-paciente (pueden aparecer recriminaciones y cuestionamientos profesionales).

  • Establecer las necesidades emocionales de la familia frente a la recaída.

ETAPA 5: AL FINAL DE LA VIDA

Después de un largo periodo de enfermedad viene la muerte (generalmente), se sienten agotados y lo importante a trabajar es:

  • Psicoeducación

  • Consejería

  • Expresión de emociones.

  • Promover la resolución de pendientes.

DE LA IMAGEN CORPORAL

La imagen corporal como un indicador cultural de éxito.

Por ubicación en el cuerpo:

  • Cabeza y cuello (carta de presentación social).

  • Mama (parte visible de la feminidad).

  • Colorrectal (por la colostomía).

  • Piel (segunda carta de presentación y nos permite conocer nuestro entorno)

EL DUELO COMPLICADO

El duelo en sí mismo, es un proceso natural por el que todo ser humano transitará a lo largo de su vida. Sin embargo, este proceso puede “enfermarse” y es cuando estamos frente a un duelo patológico o complicado y se distingue porque las emociones normales durante el duelo se mantienen casi igual en intensidad y/o duran más de 12 meses (6 meses en niños), derivando en la disfuncionalidad del doliente.

PREVENCIÓN

En el caso del cáncer y cualquier otra enfermedad crónico-degenerativa o en situación paliativa se recomienda para su prevención lo siguiente:

  • Facilitar la expresión emocional

  • Promover otros roles, distintos al de cuidador.

  • Promover un papel activo en la atención y control de síntomas.

  • Repartir tareas entre la familia

  • Promover la comunicación emocional en la familia

  • Permitir que el paciente pueda elegir

  • Explorar miedos

  • Animar a resolver asuntos pendientes

  • Facilitar rituales

El transitar por la vida trae consigo múltiples pérdidas que son normales, e incluso hasta necesarias, porque van marcando nuestra personalidad y nos dan herramientas y recursos para enfrentar duelos más elaborados o difíciles. Tal es el caso de los múltiples y diversos duelos que se viven al mismo tiempo que el cáncer. Por ello también es importante conocer el proceso del duelo para prevenir que se complique, pero sobre todo para que el sufrimiento sea el menor posible. 



Laura Arellano.

Correo: laura@cepch.com.mx

Teléfono: 5554523179